viernes, 24 de abril de 2009

Benedicto XVI: IV Aniversario del Inicio de su Pontificado



Únicamente donde se ve a Dios, comienza realmente la vida.
Sólo cuando encontramos en Cristo al Dios vivo, conocemos lo que es la vida.
No somos el producto casual y sin sentido de la evolución.
Cada uno de nosotros es el fruto de un pensamiento de Dios.
Cada uno de nosotros es querido, cada uno es amado, cada uno es necesario.
Nada hay más hermoso que haber sido alcanzados, sorprendidos, por el Evangelio, por Cristo.
Nada más bello que conocerle y comunicar a los otros la amistad con él.

Homilía completa


FELICIDADES SANTO PADRE


LAUS DEO


No hay comentarios:

onkeydown='return checartecla(event)'